Baiji o Delfín de río Chino (Lipotes Vexillifer)

baiji

El Baiji, mejor conocido como delfín chino, delfín de río chino o delfín Yangtze es una especie de cetáceo de nombre científico Lipotes vexillifer, al igual que el delfín de mar o el delfín de río en Sudamérica, sin embargo esta especie es endémica y nativa de un solo río en particular, el río Yangtze en China, sin embargo su vida se ya ha pasado a ser historia luego de que fuese declarado como un animal extinto por la UICN, esto luego de una exhaustiva búsqueda por su hábitat sin poder encontrar ninguna.

En Especies Extintas te ofrecemos toda la información sobre el Baiji.

Cómo es el Baiji: descripción

El Baiji era el rey de los aguas del río Yangtze, por lo que se le conocía como la diosa del río, sin embargo posee cualidades físicas que lo distinguen de otros delfines como el amazónico en Sur América o el oceánico.

Una de las principales características de este, es su color es azulado claro, y se distingue por tener la parte baja de su cuerpo de color blanco.

Posee un pico alargado y curveado hacia arriba, dotado claro, de más de 30 dientes.

El tamaño del delfín del río Yangtze es de aproximadamente de 2 a 2.5 metros y posee un peso de 100 a 200 kilogramos.

También posee aletas triangulares y debido a su color blanco, fue apodado delfín bandera blanca.

Características del  Baiji

El baiji se caracterizaba por ser un excelente nadador, llegando a alcanzar velocidades de hasta 60 kilómetros por hora dentro del agua, aunque por lo general mantenía un promedio de 30 a 40 kilómetros por hora.

Algo que no se puede apreciar a simple vista sobre el baiji, es que tiene una vista muy mala, gracias a sus ojos poco desarrollados.

Sin embargo, compensan su mala vista con su sistema de navegación por ondas, emitiendo sonidos a frecuencia de hasta 100kHz para orientarse y comunicarse también con otros baijis.

Hábitat del Baiji

Nuestro amigo cetáceo chino, es originario del Río Yangtze, el cual se encuentra ubicado en Yichang, pasando además por otras 8 provincias, siendo este uno de los ríos más extensos de China.

Sin embargo, el espacio comprendido en la vida del baiji iba desde unos 1700 kilómetros dentro del extenso río, siendo el canal principal del río el área favorita del baiji.

Sin embargo, su hábitat natural se vio reducida y afectada por las poblaciones con hacen su vida a las orillas del río, así como también la construcción de presas que timaron la vida del delfín del río Yangtze.

Alimentación

La alimentación del baiji, es muy similar a la de otros delfines de agua dulce del mundo, siendo este un mamífero se alimenta de leche materna durante los primeros meses de vida.

Sin embargo, los adultos optan por comer diferentes tipos de pescados o moluscos disponibles en su medio ambiente natural.

Reproducción del baiji

La reproducción es una parte fundamental en la vida de todo ser vivo, y los baiji no son la excepción a la regla, teniendo consigo uno de los procesos de reproducción más esmerados en el mundo marino.

Los baiji solían aparearse en las meses de junio o julio, y luego de esto la hembra comenzaría su proceso de gestación, el cual duraría un promedio de 11 meses, teniendo a su cría entre aproximadamente a mediados de abril.

Sin embargo, el proceso de apareamiento no siempre era del todo efectivo, y tenían un promedio de éxito de un 30%, siendo un número bastante bajo.

Luego de que él bebé baiji naciese, seria alimentado por la madre con leche materna durante el primer año y medio, si los baiji al igual que los otros delfines, son mamíferos.

Durante el periodo de crecimiento el baiji, debe aprender a capturar y a cazar su propio alimento, siempre manteniéndose cerca de su madre.

Luego de aprender a valerse en las aguas por sus propios medios, deberán esperar hasta madurar sexualmente, en el caso de los machos tardan 4 años en hacerlo, mientras que las hembras duran unos 6 años.

El baiji, en peligro de extinción

Desde el año 1950 hasta la actualidad la población y la vida del baiji, se fue en declive de una forma exagerada, y para el año 1930 la población de baiji, gracias a estudios se pudo comprobar que la especie estaba en un grave peligro debido a la industrialización de China.

Esto último afectando de manera drástica la subsistencia de esta bella especie, para el año 2008, la especie ya se había declarado como extinta, sin embargo luego de dio a conocer que aún algunos especímenes se encontraban vivos.

Lamentablemente, la falta de concientización de las personas, los daños irreparables realizados en la estructura natural del río con presas, canalizaciones, contaminación y aprisionamiento del cauce, llevaron que esta especie para el año 2017 fuese declarada como una especie extinta por UICN.

Siendo esta la primera especie de delfines en desaparecer, al igual que otras especies de animales, por la irresponsabilidad de nosotros los humanos a con el medio ambiente y la poca capacidad que tenemos para vivir en armonía con las demás especies, tanto animales como vegetales.

Los comentarios están cerrados.

Esta web usa cookies.